On Screen Facebook Popup by Infofru

Recibe las actualizaciones en Facebook. Haz clic en el botón debajo

Close

Tensión en Venezuela; medios ven asecha un golpe de Estado; Maduro extrema seguridad

07 Agosto 2017 Escrito por  

En febrero de 1992 una intentona golpista buscó cumplir la promesa fallida de encarrilar el Estado y arrancar la pobreza de Venezuela, 25 años después la posibilidad de que un movimiento militar despierte para estremecer los cimientos de una nación atrapada en la crisis sigue latente.

Un movimiento de una veintena de hombres uniformados, varios de ellos civiles, asaltó un cuartel militar de blindados del Ejército, uno de los más importantes del país, y aunque fueron sofocados luego de haber entrado a la base, la idea del “golpe de Estado” renace en el vocabulario del venezolano.


El último golpe de Estado que se produjo en Venezuela fue en abril de 2002, y sacó brevemente del poder al fallecido presidente Hugo Chávez, para que un gobierno se instaurara en un fugaz periodo de tres días.

El anterior a ese fue cometido por el propio Chávez, en 1992, que entonces era un desconocido teniente coronel del Ejército, y aunque fracasó en la táctica, levantó las pasiones de sus partidarios que luego le convirtieron en presidente en una elección democrática.

Otros 10 alzamientos anteriores a estos, determinan el archivo de la frágil historia republicana y democrática de Venezuela.

Ahora, con un Parlamento opositor pero estéril, la fiscal general Luisa Ortega, beligerante pero destituida, y las protestas callejeras disminuidas y con un liderazgo atomizado, el sector que cree en la necesidad de un cambio de Gobierno vuelve a depositar sus esperanzas en un alzamiento militar.

El propio presidente del Parlamento, el opositor Julio Borges, ha hecho la misma petición enlatando la idea en distintos envases. No hace mucho sugería desde la Cámara que cualquier uniformado que decidiera revelarse al Gobierno para defender a los ciudadanos, sería perdonado por la historia.

Hace menos tiempo los mismos opositores promovieron una consulta ciudadana en la que le pedían a los venezolanos votar a tres preguntas, en una de ellas para pedir a la Fuerza Armada que se apartara del Gobierno, y se pusiera del lado del Parlamento, una forma de relación que no existe en la Constitución y que conduce a una vía de insurrección.

En Venezuela la Fuerza Armada tiene una connotación superior, los militares han permeado en casi todos los niveles de la sociedad y el Estado, dirigen buena parte de las carteras del Gabinete, las fronteras, la seguridad ciudadana, la alimentación, banca pública, gobernaciones, alcaldías, aduanas, puertos y aeropuertos.

Para el Ejecutivo es también fundamental pavonear el respaldo militar como un gesto de aprobación al Gobierno, pues el respaldo de las tropas indica una capacidad de maniobra y gobernabilidad a veces superior al que da el respaldo popular en las urnas.

Aunque gran parte del golpe se alimente del imaginario colectivo, no quiere decir que no esté ocurriendo nada dentro de la Fuerza Armada, que durante las últimas semanas ha detenido a varios oficiales por estar incursos en presuntos planes de insurrección, dos de ellos oficiales generales.

Dos exjefes de inteligencia y contrainteligencia se han vuelto cada vez más críticos al Gobierno, y en los últimos tres meses se reestructuraron todos los mandos militares, empezando por el propio general Vladimir Padrino, dejado al frente del Ministerio de Defensa, pero separado del mando estratégico.

Además se removieron los comandantes de la Guardia Nacional, Ejército, Aviación, la Armada, y las Milicias Bolivarianas, en sus puestos se han nombrado a generales con lealtades probadas en los últimos años.

Analistas del tema militar subrayan el hecho de que varios de los oficiales generales que se han distanciado del Gobierno de Maduro formen parte del grupo conocido como el 4F, que acompañó a Chávez en la fallida asonada del 4 de febrero de 1992.

No obstante uno de ellos, el mayor general Miguel Rodríguez Torres, exministro de interior y exjefe de Inteligencia, explicaba en un auditorio lleno de opositores que “cualquier ‘camino verde’ que se quiera imponer para salir de la crisis conduce a errores históricos”. EFE

Asalto cuartel deja 2 muertos

CARACAS.- Dos muertos, un herido y diez detenidos dejó el asalto de hoy a la Brigada 41 de Blindados del Batallón Paramacay, de las ciudad de Valencia, en el centro-norte de Venezuela, informó hoy el presidente Nicolás Maduro.

“La metodología de seguridad dio como resultado (…) dos fueron abatidos por el fuego leal a la patria, uno está herido. De estos diez atacantes que quedaron en las instalaciones del Paramacay, nueve son civiles y solo uno es un teniente desertor”, dijo en su programa “Los domingos con Maduro”.

El jefe de Estado venezolano indicó que el teniente ya está capturado y prestando colaboración “activamente”, al igual que otros siete civiles.

Maduro detalló que este ataque ocurrió a las 03.50 hora local (7.50 GMT), momento en el que se “dio la voz de alerta” y “en cuestión de minutos” los soldados de los batallones “reaccionaron de inmediato, respondieron con las armas” y parte de los atacantes huyeron.

“Dentro del fuerte Paramacay entre las 5.00 y las 8.00 (hora local) se desarrollaron combates internos con toda la metodología de seguridad de nuestra FANB”, agregó.

En el grupo que huyó se encuentra otro teniente desertor que “está siendo buscado activamente”, dijo Maduro, al señalar que también es protegido de los “terroristas”.

Según Maduro, ya se han abierto “los juicios” correspondientes para los capturados, que están declarando sobre lo ocurrido, y pidió “pena” para todos ellos, que aseguró “no tendrán ningún beneficio”.

El mayor general Jesús Suárez Chourio, comandante de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) había informado previamente que durante el asalto un hombre había resultado muerto y otro gravemente herido.

El ataque a la unidad militar fue dado a conocer a través de un vídeo en el que un grupo de unos 20 hombres vestidos de militares portando armas largas acompañan a un portavoz que se identifica como “capitán Juan Caguaripano” y “comandante de la operación David Carabobo”.

Fuentes militares informaron a Efe que aunque la situación está en calma en el fuerte de Carabobo, los rebeldes lograron sustraer 93 fusiles modelo AK-103 y cuatro lanza granadas modelos.

Esta misma fuente indicó que comisiones del Servicio Bolivariano de Inteligencia (Sebin), policía científica y otros cuerpos de seguridad se encuentran realizando “un barrido” o inspección minuciosa en las cercanías del fuerte para intentar capturar a otros insurgentes y localizar el armamento sustraído. EFE

Maduro extrema la seguridad

El asalto de hoy a una base militar en el estado de Carabobo, en el norte de Venezuela, que dejó dos muertos y diez detenidos, llevó al presidente Nicolás Maduro a ordenar que se extreme la seguridad en las instalaciones castrenses de todo el país ante lo que calificó de “ataque terrorista”.

“He ordenado que se revisen y se eleven todas las medidas de prevención y seguridad de todas las unidades militares del país”, dijo Maduro durante su programa dominical en la televisión pública, que comenzó tarde ya que el mandatario estaba atento a los sucesos de Carabobo.

Tras los hechos de este domingo, las Fuerzas Armadas expresaron su lealtad a Maduro y a la revolución bolivariana, y aseguraron que los apresados han confesado haber sido “contratados” por la “extrema derecha venezolana” (un término habitual del oficialismo para referirse a la oposición) para ejecutar su acción de hoy.

La asonada fue respaldada cerca del Fuerte Paramacay por una manifestación que fue dispersada por las fuerzas de seguridad.

Leopoldo López regresa a casa

El líder opositor venezolano Leopoldo López se encuentra de nuevo hoy en su vivienda bajo la medida de arresto domiciliario, a menos de una semana de que fuera encarcelado en un penal militar, bajo elevadas medidas de seguridad.

Pese a que han pasado más de 19 horas desde el traslado de López, ninguna autoridad venezolana se ha pronunciado sobre la medida otorgada al político, y aunque su partido no ha ofrecido detalles, su abogado Juan Carlos Gutiérrez, ya adelantó que la vuelta de su defendido fue por presión internacional.

Acceso: https://elnuevodiario.com.do

Nicolás E. Grullón

Administrador y propietario de Nj Productora.

Conductor del programa "Acceso Sin Limites" por TNE canal 58 de 12:00 a 2:00 pm y "La Revista de La Noche" por Televiaducto canal 3 de 7:00 a 8:00 pm.

Acceso sin limites

No tendría palabras para definir el trato que me han brindado sus productores, primero cuando labores para ellos en radio y ahora en esta naciente idea de televisión. Cuando fui elegido para estar de cerca con esta pareja, sentí una gran satisfacción al saber que siguen tomando en cuenta mi labor en este fabuloso mundo del deporte.